PLANTILLA EN 4 PASOS. CREA TU HORARIO PARA EL VERANO

Diapositiva1-300x225Conciliar tu vida personal y laboral planificando tu horario para el verano

¿Prefieres escuchar el audio? (10’55”) AUDIO

Llega el verano y como cada año nos vuelve la sensación de tener más tiempo libre.

Tenemos nuestros días de vacaciones, el día es más largo y queremos hacer esa lista de cosas que siempre esperan a “que tenga tiempo” para ponerlas en marcha.

En este artículo vas a encontrar las claves para crear tu propio horario para el verano semana por semana y conciliar vida laboral y familiar sin morir en el intento.

El objetivo: disfrutar aun más si cabe de estos buenos propósitos y que el verano no se convierta en un momento de estrés.

Paso 1. ¿Sabes de cuánto tiempo dispones?

¿Estás trabajando? ¿Tienes jornada reducida? ¿Están los niños de vacaciones? ¿Te toca cuidar de tus abuelos?

Lo primero es tener claro del tiempo que dispones. Para ello una buena herramienta es coger una semana vista y colocar el tiempo que está ya asignado, dejando en blanco el tiempo sin asignar.

¡Atención! Eso no significa que el tiempo en blanco sea tiempo disponible real, seguramente tendrás muchas cosas que hacer con ese espacio que no sean únicamente disfrutar del veranito, como veremos a continuación. La diferencia con lo que ya hemos marcado es que no tienes un horario fijo para hacerlo.

 Aquí tienes un ejemplo personal, ya verás qué sencillo!

Diapositiva2-300x225 Diapositiva3-300x225

  Paso 2. ¿Tienes claro lo que quieres hacer?

Esto parece muy obvio, pero a veces no lo es tanto… Yo aquí te propongo 2 listas. Una lista de las cosas que “tienes que hacer” y una segunda lista de las cosas “que quieres hacer”

  • Lista de “tengo que…”:
  • Lista de “quiero…”:
La lista “tengo que…”

Diapositiva4-300x225… limpiar la casa

… hacer la compra

… comprarle un regalo a mis padres por su aniversario

… dedicarle 2 horas a la semana a aprender inglés

… comprar biquini nuevo, que el del año pasado me viene grande 😉

La lista “quiero…”

Diapositiva5-300x225… leer ese libro que me ha recomendado mi hermana y llevo sin abrir dos meses

… ir a la piscina un par de tardes

… quedar un rato con mi amiga Rebeca

… ir el domingo a la playa con la cuadrilla y los hijos

… dedicarle tiempo para preparar las vacaciones (en el caso de que te guste hacerlo, si no pasaría a la lista de “tengo que…”)

Paso 3. Rellenamos los huecos!

Ahora viene lo difícil, hacer el puzzle para cuadrar la semana y que te entren tanto los “tengo que…” como “los quiero…”

+ Clave 1: junta todas aquellas tareas parecidas en un mismo espacio-tiempo.

Si puedes hacer la comida de varios días a la vez y congelarla o dejarla en la nevera, hazlo y no tienes que disponer de ese tiempo diariamente.

Haz todas las compras el mismo día: regalo y biquini pueden ir en el mismo lote.

+ Clave 2: identifica las tareas que puedas hacer simultáneamente.

Seguramente puedas recoger la casa y al mismo tiempo escuchar el listening de inglés en el móvil, para que se te vaya acostumbrando el oído.

Y también podrás estar en la piscina y leer la novela (a no ser de que tengas niños muy pequeños que requieran tu constante atención, ;).

+ Clave 3: Encuentra el mejor momento para hacer cada tarea.

Si esta semana va a hacer mucho calor puedes ir a comprar el regalo el sábado por la mañana y dejar la tarde para las piscinas.

Pero si va a hacer mal tiempo pude que te convenga hacerlo al revés.

O si te da mucha pereza aprender inglés cuando ya has acostado a los niños será mejor que saques ese tiempo antes (puede que yendo o viniendo a trabajar, por ejemplo).

+ Clave 4: Repartir y delegar.

Esta clave es clave. Es muy habitual que sea siempre la misma persona la que se carga con la mayor parte de las tareas, lo que hace que unos disfruten del tiempo libre más que otros.

Repartir las tareas con la pareja es imprescindible pero si tus hijos son más mayores también debes contar con ellos para delegar y repartir.

Los niños pueden colaborar en recoger su ropa, poner la mesa, preparar la mochila para ir a la piscina… permitiremos reducir algo tu lista de tareas y tu estrés y al mismo tiempo responsabilizar y mejorar la autonomía de los niños.

+ Clave 5: Deja huecos entre tareas.

Es muy probable que algún día te surja algún imprevisto que te descompense el día.

Por eso es imprescindible dejar tiempos para la improvisación y así no estresarnos.

Recuerda en todo momento que la planificación es una herramienta para mejorar tu vida, reducir tu estrés y aumentar tu bienestar y para ello debemos tener flexibilidad. Si se convierte en una obligación y sentimos agobio al hacerlo algo estamos haciendo mal!

Así quedaría algo parecido…Diapositiva6

Paso 4. Revisa el resultado

Mira tu horario para el verano. Revisa bien tu semana. Es importante que te guste lo que ves, que sientas que tienes tiempo para hacer lo que has definido y que además puedes hacerlo disfrutando y sin la constante sensación de no llegar a todo y vivir estresado.

Si sientes todo lo contrario, estás a tiempo de cambiar lo que quieras.

Mira si hay alguna cosa que puedas delegar, por ejemplo puedes intentar que sea tu hermana la que se encargue de comprarle el regalo a tus padres o buscar a alguien que haga la casa por ti.

O también puedes optar por eliminar alguna actividad, como dejar de estudiar inglés para septiembre o hacer la compra por internet cómodamente sentado en tu sofá.

Lo importante es que disfrutes de tu tiempo libre, que lo aproveches, que descanses, que hagas lo que quieras, dejando fuera aquello que te sobra y centrándote en lo que es importante para ti, para tu familia, para tu vida.

¿Te ha parecido útil? ¡Me encantaría que me contaras tu experiencia con los horarios de verano y tus trucos para conciliar!

Ana, me gustaría gestionar mejor mi horario

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *